Radiografía de un libro

radiografía de un libro openbook

Las partes de un libro

Los usamos con frecuencia. Los tenemos en casa, los consultamos en librerías y bibliotecas, los libros nos acompañan. Sin embargo, ¿realmente los conocemos? ¿Conoces los componentes de un libro? 

Los libros tienen partes físicas y partes abstractas. Es decir: lo que vemos y tocamos, y lo que compone a un texto y le da significado. A continuación las mencionamos y explicamos. 

El libro por fuera

Las partes que podemos ver y tocar de un libro se pueden clasificar en externas e internas. ¿Estás listo?

Externas

  • Sobrecubierta: Es el forro del libro. Es de papel y su función es proteger al libro. Cabe mencionar que no todos los libros poseen una, depende de la editorial que lo publica.
    • Solapa: Suele ser parte de la sobrecubierta. Es el pliegue interior que contiene información, normalmente sobre el autor.
  • Cubierta y contracubierta: La parte externa que recubre y protege la parte interna del libro. Suele ser de algún material más resistente que el papel como cartón o cuero.
  • Cubierta frontal: La cara del frente del libro.
  • Lomo: El borde del libro, donde va pegada la parte interna.
  • Contraportada: La cara trasera del libro.
  • Faja: Tira de papel donde se pone información relevante para atraer al lector. Por ejemplo, premios, cantidad de ejemplares vendidos, reseñas importantes, etc.
  • Lomo: Es la unión de todas las páginas y cubierta. 
  • Canto: El lado opuesto del lomo.   
Openbook: Partes de un libro

Internas

  • Guardas: Son las hojas que unen la parte interna del libro con la cubierta y la contraportada. Suelen ser de una textura y color distinta a las hojas de todo el texto. 
  • Hoja de cortesía o respeto: Hojas en blanco que se dejan al inicio y al final del libro. Al estar libres, los autores suelen usarlas para autografiar y dedicar en firmas de autógrafos.
  • Portadilla: Hoja que viene antes de la portada y contiene regularmente el título del libro y, a veces, el nombre del autor.
  • Portada: Hoja con los datos principales del libro: título, autor, lugar y fecha de impresión, nombre de la editorial, colección a la que pertenece.
  • Página de derechos: Aquí viene la propiedad intelectual del libro, con su ISBN. También se incluye la información de la imprenta y edición.
  • Cuerpo de la obra: Las páginas con el texto en su totalidad. Lo que leemos. Sus partes principales son: presentación, dedicatoria, prólogo, índice, introducción, capítulos/partes, anexos, glosario, bibliografía, epílogo. 

El libro por dentro

Los textos de los libros se componen no solo palabras y oraciones, sino de las partes abstractas que tienen que ver con el proceso de comprensión lectora. Es decir, todo eso que entendemos al leer y que ayuda a la historia. Podríamos tener los mismo hechos dentro de una historia, pero contada diferente, una podría ser un thriller y el otro una comedia. Así, en un libro encontramos también: 

  • Género: Cómo clasificamos la obra por su contenido. Literatura, divulgación científica, biografía, epistolar, etc. Existen muchos géneros y subgéneros.
  • Texto: Lo que está escrito, literalmente. Es decir, las palabras y el orden en el que están.
  • Subtexto: Lo que no está escrito, pero se entiende. Implica el poder de análisis y deducción que nos permite entender realmente lo que el autor nos transmite. La manera en que los adjetivos están puestos, por ejemplo, nos puede hacer sentir una u otra cosa.
  • Contexto: Eso que no dice el autor y que espera que nosotros llenemos con nuestro conocimiento previo y bagaje cultural. Pueden ser referencias muy sencillas como decir “cayó como Alicia por madriguera”. Puede no tener nada que ver con la historia, pero es una clara referencia “Alicia en el país de las maravillas”.

Ahora conoces más a fondo el paquete que envuelve tus historias favoritas. ¿Qué partes nos faltaron?